6 May./ El cantar de la Revolución y el lamento del Deshielo. Poesía rusa contemporánea.

Día: Jueves, 6 de mayo de 2021
Hora: 19:00
Lugar: Civican, Avda. Pío XII, 2
Plano de localización: aquí

Entrada gratuita: Aforo limitado.
Reserva de invitación aquí
antes del 05/05/2021 o en ateneo@ateneonavarro.es 
o en el 948 275 302  de 10:00 a 13:00 h.

Ponente: Danila Andreev
Organiza: Daniel Rosino, Vocal de Humanidades

Ciclo de conferencias: Introducción a la poesía. Un ciclo en marcha 

Un ciclo en marcha es un ciclo de conferencias sobre poesía moderna (historia, movimientos, autores) que se prolongará varios meses y que pretende ofrecer una aproximación a la poesía de las diferentes tradiciones occidentales como uno de los ejes vertebradores de nuestra cultura.

II. El cantar de la Revolución y el lamento del Deshielo. Poesía rusa contemporánea 

Hay muchas otras joyas en la literatura rusa todavía desconocidas. Es el caso de la poesía revolucionaria y soviética. Difícil de traducir por su formalismo, imposible de parangonar por su estética particular, se halla esparcida por el fondo del siglo pasado, brillando para unos pocos. Es difícil escoger entre tantos poetas, todos tan diferentes entre ellos. Es difícil incluso hablar de ellos por separado por la estrecha relación que guardaban gracias a varios gremios poéticos nacionales y a las “escuelas” poéticas donde enseñaban y aprendían a escribir. Sin embargo, -en el contexto de la presente serie de charlas-, se hablará de los más representativos para el lector extranjero. Desde los más fervientes en la lucha revolucionaria, aunque posteriormente desengañados, Vladimir Mayakovsky  y Sergei Yesenin, hasta la escuela más escéptica y desencantada, el Acmeísmo, y su gran protagonista, Anna Ajmátova. Ella, siendo una gran intelectual y una de las últimas aristócratas de la historia rusa, fue el testigo del itinerario cultural y poético desde la Rusia zarista, pasando por la Revolución y hasta la URSS, donde fue reprimida por Stalin, y su consecutivo Deshielo. Y es ella quien “educa” el espíritu poético del joven Joseph Brodksy, que se convierte en uno de los poetas más significativos de la historia rusa. Primero, exiliado de San Petersburgo a un pueblo lejano y frío, luego expulsado de la Unión Soviética por “vago y maleante”, el poeta recibió el premio Nobel de literatura en 1987. Con este último gran poeta terminaríamos nuestro buceo por el siglo XX.

Danila Andreev (San Petersburgo, 1997). Creció escuchando y leyendo poesía rusa, su madre es filóloga, lo que le llevó de manera natural a licenciarse en Filología Hispánica en la Universidad de Navarra. Actualmente prepara su tesis sobre el poeta ruso Joseph Brodsky,  Premio Nobel de 1987.